Anuncios

Presenta el PAN denuncia contra el Presidente y el Secretario de Seguridad, por liberar al hijo del Chapo Guzmán

El Partido Acción Nacional presentó una denuncia de hechos ante la Fiscalía General de la República contra el Presidente de la República, su Secretario de Seguridad Pública y quienes resulten responsables de liberar a un presunto narcotraficante en el estado de Sinaloa.

La denuncia fue presentada el viernes 18 de octubre por el área jurídica del PAN, para que sean investigados diversos hechos que pudieran considerarse como delitos cometidos durante el operativo federal que logró la captura y posterior liberación del hijo de Joaquín «El Chapo» Guzmán por instrucciones del más alto mando de la seguridad, según reconoció el propio Presidente de la República.

«El jueves 17 de octubre, el Estado mexicano fue sometido, arrodillado, humillado por el crimen organizado», afirmó el Presidente de Acción Nacional, Marko Cortés, tras advertir que con la liberación del hijo de «El Chapo» Guzmán, se vulneró el Estado de Derecho y el gobierno morenista envió un claro mensaje a los mexicanos: que hay amnistía para los criminales.

«Al haber liberado al hijo del Chapo se condenó a todos los mexicanos a mayores riesgos por su vida, patrimonio y tranquilidad, se condenó a Sinaloa y otros estados de la república a seguir gobernados por el narcotráfico; esto es sumamente delicado porque al claudicar el gobierno, nos someten a todos, ante una delincuencia creciente, cada vez más violenta y organizada. El Estado tiene la obligación de aplicar la ley y hoy vemos un Estado fallido que vulnera claramente la aplicación de la misma», sostuvo.

Señaló que Acción Nacional expresa su más enérgico reclamo ante el sometimiento del gobierno federal a la delincuencia organizada, porque es absolutamente inaceptable que se condene a los ciudadanos para que sigan siendo perseguidos, extorsionados, secuestrados, y arriesgando su vida y su patrimonio.

Lamentablemente, indicó, hoy México es un Estado fallido que vive uno de sus peores episodios en el combate a la delincuencia, en el que además los abogados de los presuntos delincuentes se burlan de la ley al agradecer al gobierno los favores recibidos por sus clientes.

Por eso, insistió en la renuncia de todos los funcionarios que participaron el fallido operativo de Culiacán, Sinaloa, en coherencia con lo que pidió en 2015 el actual Presidente López Obrador, quien había dicho que la fuga de «El Chapo» Guzmán ameritaba la renuncia de todo el Gabinete de Seguridad.

El Secretario de Seguridad Pública y demás servidores públicos que estuvieron involucrados en la toma de decisiones durante el operativo en Sinaloa, actuaron de manera precipitada, con deficiente planeación y falta de previsión, por lo que deben ser separados del cargo para que la Fiscalía General de la República pueda hacer una investigación objetiva y sin presiones, sobre las circunstancias en las que ocurrió la liberación del detenido.

Marko Cortés demandó al gobierno federal la aplicación estricta del Estado de Derecho contra la delincuencia organizada y a no dejarse someter a los intereses más perversos, porque «el gobierno se ha equivocado de enemigo, el gobierno pelea contra los que trabajan, contra los que pagan impuestos, contra los medios de comunicación, los persigue, pero debe tener claro que el único enemigo de México es la delincuencia organizada».

Es la delincuencia organizada la que persigue, extorsiona, mata y roba, «lo que tenemos que decir con toda claridad es que si hay un enemigo que combatir es al crimen, el crimen que ahuyenta la inversión, el crimen que nos roba la tranquilidad a todas nuestras familias, el crimen que nos roba las vidas de nuestros hermanos», concluyó.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: