Anuncios

Descubre si ya es tiempo de adoptar un nuevo miembro en tu familia!

De acuerdo con datos reciientes, el índice de adopción se ha incrementado positivamente del 8% al 11% (2013 vs 2017). En muchas ocasiones, el furor suscitado por las fiestas de fin de año hace que las familias acudan a centros de adopción, para buscar un miembro de cuatro patas e integrarlo a sus vidas. En algunos casos, estos perros sirven de obsequios para los más pequeños del hogar.

Desafortunadamente, uno de cada dos perros que llegan a su nueva casa, según datos de la misma encuesta, serán abandonados antes de cumplir el primer año de edad.

Recuerda que adoptar a un perro es una decisión que requiere ser pensada en familia. Deben considerar las cuestiones económicas, el espacio, entre otras cosas. ¿Quieres saber si ya estás listo para tomar esta responsabilidad? Descúbrelo a través de estas consideraciones que te compartimos:

Un espacio idóneo en tu hogar
Considera que tu espacio y el de tu familia será compartido con un perro que te brindará mucha alegría todos los días. Aquí es donde debes tomar en cuenta el área donde vives, para saber si te conviene buscar un perro de raza grande, uno de raza pequeña, un cachorro o un perro senior con menores niveles de energía. Siempre es bueno que tu nueva mascota tenga lugares asignados para esparcimiento, para hacer sus necesidades y alimentarse.

Acepta que tu hogar no volverá a ser el mismo
Tu nuevo amigo, se pondrá feliz de verte llegar de la oficina, no escatimará en demostrártelo al saltarte directamente en tu camisa blanca planchada, llenará de pelos la sala, tu ropa y tu coche, tirará algunos floreros y morderá tus zapatos. ¡Tranquilo! Esto irá disminuyendo mientras le dediques tiempo sacándolo a pasear y mucha paciencia para educarlo. Si estás dispuesto a aceptar esto, es una buena señal de que es tiempo de tenerlo.

Ajustes en tu cuenta bancaria
Toma en cuenta que la llegada de tu nuevo amigo repercutirá en algunos ajustes de tus gastos, principalmente para su comida, accesorios para su cuidado como correa, placa, medicamentos, visitas al veterinario, por mencionar algunos. Así que este es un buen punto para tomarse en cuenta.

La agenda de la familia se llena de momentos más felices
Tras la llegada de su nuevo amigo, la familia deberá organizarse para su cuidado y esparcimiento. Es importante que se fijen horarios para que tu perro salga de paseo y que conviva con otros, tenga un poco de aire fresco y aprenda a convivir con la gente. Un perro sin esta atención básica se torna agresivo y vive una vida muy triste en el encierro.

También es importante que todos los miembros de la familia se involucren y tengan roles muy específicos para colaborar en el cuidado y convivio de su nuevo amigo.

Viajes con él o sin él
Mientras viajas, toma en cuenta que deberás buscar un lugar para que tu perro no se quede solo. Existen lugares donde puedes hospedar a tu mascota mientras sales de la ciudad, donde estarán al pendiente de su alimentación, juegos y entrenamiento; por otro lado, si eres de los afortunados que puede viajar con él, es importante considerar su kit para alimentación e hidratación y pagar algunas cuotas para que pueda viajar contigo, como en el caso de los aviones.

Si el viaje es en coche y tu perro te acompañará, deberás aceptar que por más que cuides las vestiduras, una potente aspiradora siempre será tu mejor aliada.

Ser infinitamente feliz, más de lo que ya eres
Un perro es un gran motivo para llenar tu vida de felicidad. Su cariño será incondicional, y siempre provocarán una sonrisa en toda la familia con sus ocurrencias. Estarán contigo en todo momento: riendo, corriendo, llorando y disfrutando juntos de la vida.

Frodo, Tango, Azúcar, Melo, Tito, Manchas, Keisha, Frijol y Bella, están esperando un nuevo hogar en los múltiples albergues que hay a lo largo del país. Si ya has tomado en cuenta estas observaciones que te ayudarán a hacer una adopción responsable y asentiste ¡estás listo para ser el doble de feliz de lo que ya eres!

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: